Ambiente Grupal

Introducción

Ambiente Grupal… ajá.

Podría ser simplemente “¿el ambiente que forma un grupo medio?” o tal vez “¿el medio que forma un grupo con ambiente?” o quizá “¿el ambiente que forma medio grupo?” o posiblemente “¿la forma del grupo del medio ambiente?”, o será que “¿medio gripa por la forma del ambiente?”, un momento, eso ya no queda (¿qué fregados estoy escribiendo?).

¿Por qué no les da pena estar disgrasados como personajes de Mega Man en plena calle? porque andan en grupo.Bueno, ahora que espero haber llamado su atención proseguiré dándoles la introducción.

Este trabajo describe el término Ambiente Grupal, de manera explícita en su primera hoja y de manera tácita durante su desarrollo, espero que al final de él Ustedes tengan una idea propia de lo que Ambiente Grupal es.

El ambiente grupal es una sensación que rara vez nos abandona, pues basta con sentir los ojos de otra persona para caer en su influencia, para someternos sin pensarlo ante sus extraños fenómenos que nos provocan inesperados comportamientos. Ahora mismo, si Usted está acompañado, está sometido, sin quererlo, a los antojos y deseos de lo que algunos psicólogos sociales llaman la “Mente Grupal”; esta “mente grupal” toma decisiones por nosotros y nos hace actuar de manera diferente a como regularmente actuamos. La “mente grupal” tiene como base el conjunto de fenómenos que provoca el ambiente grupal.

Este trabajo describe cuatro de los muchos fenómenos – más los que faltan por descubrirse – que provoca el ambiente grupal. El primero que está antes del segundo, el tercero y el cuarto. Más adelante los describiré con un poco más de detalle.

El trabajo continúa con una explicación de algunos experimentos famosos sobre el tema del ambiente grupal. Después nos brinda varios ejemplos de tipos de ambiente grupal y nos invita a describirlos, esto es con la intención de acercar a la consciencia los inconscientes fenómenos del ambiente grupal.

Por ya mero último veremos el desarrollo de una dinámica que será una repetición de uno de los experimentos de investigación más conocidos en el área de procesos grupales y ahora sí por último tendremos un resumen de los temas tratados en este trabajo.

Espero que se diviertan viendo esta presentación cuando menos la mitad de lo que yo me divertí haciéndola. También espero que se tomen el tiempo de leer este trabajo completo ya que yo me lo tomé haciéndolo. A propósito, el trabajo es muy corto, así que no les cansará leerlo. Gracias.

Esto texto es sólo para rellenar este espacio y no sirve para nada así que puede abstenerse de leerlo y brincarse a la siguiente hoja, ya. Bueno, si sigue invirtiendo su tiempo leyendo esto cuando menos déjeme hacerle más grata su lectura con unas frases célebres: Hacer un trabajo bien hecho es cómo orinarse llevando puesto un pantalón negro; sientes cómo una sensación cálida, pero nadie se da cuenta. Las opiniones son cómo los culos; todo el mundo tiene uno, pero nadie quiere conocer el de los demás. La cara de un niño lo dice todo, sobre todo, la parte de su boquita.

Y bueno, comencemos.

Ambiente grupal es la sensación psicológica que se percibe al estar próximo a otras personas, sea esta proximidad real o no, y que influye en nuestro comportamiento.

Lo llamativo aquí es que la proximidad puede no ser real físicamente, pero como ya todos sabemos, la realidad psicológica es generalmente la base de nuestro comportamiento.

Los fenómenos del ambiente grupal que examinaremos aquí son:

• Amplifica los sentimientos.

• Diluye la responsabilidad.

• Regresa a la niñez.

• Conformismo

Estos fenómenos están siempre presentes en donde hay dos o más reunidos. Pueden estar de manera manifiesta o de manera potencial.

Es obvio para todos nosotros que no siempre que está reunido un grupo de personas ocurre que se amplifican los sentimientos, ni que se disuelve la responsabilidad, ni que se vuelven niños. Sin embargo estos comportamientos pueden surgir en cualquier momento, sólo basta una chispa que los haga explotar. Están, como ya he mencionado, de manera potencial.

La magnitud de los fenómenos del ambiente grupal es directamente proporcional al tamaño del grupo, sin embargo llega un momento en que ya no crece a pesar del aumento en sus miembros.

La chispa que puede hacer “explotar” a estos fenómenos puede ser un discurso, una situación de peligro o de alegría. También puede ser un ataque a uno de sus miembros o al grupo en general.

¿Por qué es mejor ir al cine a ver una película de comedia que rentarla y verla en la casa?

Pues porque en el cine uno es parte del grupo de personas que está ahí viendo la película, y se hace manifiesto el fenómeno de Amplificar los Sentimientos, en este caso, el humor, la risa, la diversión. Si uno ve sólo la película tal vez no se ría tanto como si la viera con un grupo de personas, o si la viera siquiera con un amigo.

También se puede ampliar una actitud violenta. Habrán escuchado en las noticias alguna vez que un grupo de personas mataron a un ladrón a pedradas o que le prendieron fuego, o hace poco, los pasajeros de un camión urbano mataron a una persona que intentó robarlos. Puedo asegurarles que ninguno de los pasajeros lo hubiera hecho solo, y tal vez muchos de ellos ahora se estén preguntando “¿Porqué lo hice?”.

¿Por qué el “Buen Samaritano” tendió la mano al herido al lado del camino?

Porque estaba solo, si hubiera estado acompañado le hubiera tendido el puro dedo.

Es cierto, las investigaciones hechas en esta área demuestran que es más probable que Usted ayude a alguien tirado en la calle si está solo a que si está con más personas.

Esto es porque se diluye la responsabilidad, es decir, la responsabilidad se divide entre todos los presentes, y a Usted sólo le toca un poquitito de responsabilidad que no es suficiente para motivarlo a ayudar a alguien. Y por el contrario, al igual que el ejemplo anterior, ¿quién mató al ladrón del camión?, pues todos lo mataron poquito, también la culpa se diluye.

¿Por qué nos pusimos a cantar las canciones de “Burbujas” y a pensar cuántos personajes de caricaturas usan casco?

Pues porque somos un grupo, y alguien prendió la mecha del fenómeno grupal que te regresa a la niñez.

El regresar a la niñez no sólo implica hablar de temas infantiles, sino también razonar como niños. A una persona se le puede convencer con razonamientos lógicos e inteligentes. A un grupo se le puede convencer con sentimientos y premios.

Un grupo también puede quejarse como niños, con rabietas, gritos y lloriqueos. Y para poder calmarlos se les debe de calmar como a un niño: con un buen cachetadón que lo deje sin perfil, o prometiéndole una recompensa si se calla, desviando su atención a otra cosa o simplemente ignorándolo, pero nunca, nunca se debe de tratar de razonar con él, eso es im-po-si-ble.

¿Porqué tenemos que ver una estúpida comedia romántica, en el caso de los hombres, o un churro de balazos y peleas, en el caso de las mujeres, con nuestra pareja?

Pues porque queremos mantener a nuestro grupo (él y ella) juntos, así que para evitar discusiones o conflictos nos conformamos. Igual que con el grupo de amigos, algunas veces vamos a donde quiere la mayoría aunque a nosotros no nos guste ese lugar. El conformismo es uno de los mecanismos que mantiene unido al grupo y es también uno de los fenómenos del ambiente grupal. En todo grupo está presente y en cualquier momento puede sentirse y hacer cambiar nuestra conducta. Aún teniendo el grupo tiene una temporalidad corta y aunque sus miembros no se conozcan, el fenómeno puede presentarse, como en el grupo de personas que está en el interior de un elevador, si alguien se avienta una flatulencia (o como dirían los franceses: se echa un pedo) va a provocar que ese grupo de personas se sientas unidas como grupo (por estar sufriendo el mismo olor) y probablemente nadie dirá o hará nada hasta que alguien actúe primero y rompa con la conformidad.

Conclusiones

Ahora que conocemos algunos fenómenos del ambiente grupal, sería bueno que investigáramos nosotros mismos algunos otros que acompañan a nuestro grupo.

Creo que sería divertido que hiciéramos conscientes estos fenómenos en el momento en que pasen, porque, además de saber algo que otros no saben acerca de su comportamiento, esta es la única manera de lograr quitarnos un poco su influencia.

Ya hemos visto los peligros que pueden traer estos fenómenos, ya sabemos que son capaces de transformar al Dr. Jeckyl en Mr. Hyde (no sé cómo se escriba, espero que estén bien escritos)

Claro está, todo tiene dos lados, también sirven para lograr que un grupo de personas actúen juntas en beneficio de una causa noble. Sirven para que nos compadezcamos de la gente del sur y les enviemos ayuda, sirven para que mucha gente se sienta unida ante la presencia de una figura de autoridad o religiosa.

Para terminar:

¿Cuántas personas hacen falta para cambiar un foco?

No más de una, o si no nadie lo hará.

¿Por qué la Gallina cruzó el camino?

Pues porque andaba con sus cuates.

¡Vote por estos chistes!

1. Excelente 2. Bueno 3. Regular 4. Pésimo 5. D’lachin

Chiste No. 1 _____

Chiste No. 2 _____

¡Gracias por su cooperación!

Dinámica

El Experimento de Solomon Asch

En una serie de experimentos Asch demostró que, en algunas circunstancias, el hombre se somete a las presiones del grupo aun cuando ello equivalga a negar las pruebas físicas. Sus estudios probaron abiertamente el juicio visual.

A los participantes se les pide seleccionar en una tarjeta con varias líneas de diferentes longitudes la que se parece más a la línea de una tarjeta de referencia. Las líneas se trazan de manera deliberada de modo que la comparación es evidente y también la elección correcta. Todos los sujetos, menos uno, son cómplices del experimentados. En algunos ensayos ellos dan intencionalmente una misma respuesta errónea. Esto pone en aprietos al sujeto. ¿Debe conformarse a lo que sabía que era una decisión errónea o concordar con el grupo y negar la evidencia de sus sentidos?, ¿o bien debe disentir del grupo y no conformarse?.

La mayoría de los sujetos opta por conformarse aproximadamente 35% de las veces.

En trabajos posteriores los experimentadores descubrieron que dos clases de factores influyen en la probabilidad de que nos conformemos: las características de la situación y las del individuo. El tamaño del grupo constituye una variable situación que ha sido estudiada exhaustivamente. Asch descubrió que la probabilidad de conformidad aumentaba con el tamaño del grupo hasta que estuvieron presentes cuatro cómplices del investigador. Después de ese momento, el número de otros no influía en la tendencia de los sujetos a ignorar la evidencia de sus propios ojos.

Bibliografía

Psicología, Un Nuevo Enfoque

Séptima Edición

Charles G. Morris

Prentice-Hall Hispanoamericana, S.A.

1992

Psicología, Estudio del comportamiento humano

Segunda Edición en Español

James V. McConnell

McGraw Hill

1988

Desarrollo Humano

Primera Edición en Español

Diane E. Papalia

Sally Wendkos Olds

McGraw Hill 1990

  • Creado el
  • Visto: 15677